Investigadores analizan cómo la listeria invade las células humanas y animales

El investigador y profesor de la Universidad de Valencia, Juan José Quereda Torres, publicó los resultados de su progreso en el conocimiento del proceso infeccioso de la bacteria Listeria monocytogenes. Este estudio, realizado junto con investigadores del Instituto Pasteur de París, revela cómo la bacteria invade las células para replicar y propagar la infección en el organismo de personas y animales.

Al respecto, Quezada indica: “Listeria monocytogenes se puede encontrar en una amplia variedad de alimentos, pero cocinarlos a temperaturas superiores a 65 ºC mata la bacteria. El riesgo está en los alimentos preparados para el consumidor, en otras palabras, aquellos que no se cocinan antes de ser consumidos, incluidos los alimentos crudos, los alimentos procesados ​​y los elaborados con leche no pasteurizada. Esta bacteria también puede contaminar la leche cruda, que está de moda en algunas áreas”.

Este nuevo estudio se ha desarrollado junto con el equipo de investigación de los médicos Pizarro-Cerdá y Cossart, del Instituto Pasteur de París, con el que ha estado trabajando juntos durante varios años. Su trabajo de investigación se centra en el proceso infeccioso a través del cual la bacteria Listeria monocytogenes invade las células del huésped, atraviesa su vacuola de internalización y llega al citosol para replicarse. Como señala Quereda, “para avanzar en el conocimiento de este proceso, en esta última investigación con el Instituto Pasteur, inactivamos la expresión de los 165 genes más importantes del mamífero huésped para la infección por Listeria monocytogenes y hemos identificado Por primera vez, los factores del huésped que modulan la ruptura de la vacuola y el acceso citoplasmático a las células epiteliales”.

Los expertos comentan: ​”Estos avances podrían hacer posible el desarrollo de nuevas terapias para tratar la listeriosis en humanos y animales en el futuro. La listeriosis actualmente tiene una tasa de mortalidad entre 10-30 por ciento, a pesar de la implementación del tratamiento con antibióticos”.

Los hallazgos del estudio han sido publicados en el Journal of Infectious Diseases.

Fuente: Food Safety Magazine

, , , , , ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *