La ingesta de nitratos vinculada a la función muscular independientemente de los niveles de actividad física

Es bien sabido que una alta ingesta habitual de nitratos a través de verduras de hoja verde o betarraga mejora la biodisponibilidad del NO: el NO es una molécula potente en la señalización celular que puede mejorar la vasodilatación, la salud de los vasos sanguíneos, la reducción de la presión arterial y la mejora de la función cardiovascular.

Una investigación sugiere que los nitratos también pueden tener la capacidad de mejorar la función muscular, un indicador clave de la salud, especialmente entre las poblaciones que envejecen, debido al aumento del flujo sanguíneo al músculo esquelético en ejercicio. Por este motivo, el nitrato fue clasificado en 2018 por el Comité Olímpico Internacional como una ayuda ergogénica para los deportistas.

Si bien la mayoría de los ensayos clínicos sobre nitratos involucraron la suplementación a corto plazo en dosis altas, pocos estudios han analizado el impacto de la suplementación habitual con nitratos. Además, pocos estudios sobre la suplementación con nitratos han evaluado los beneficios potenciales que podrían ocurrir independientemente de una intervención de ejercicio. Sin embargo, una investigación que reclutó a 3.759 hombres y mujeres de entre 25 y 85 años que participaron en el Estudio Australiano de Diabetes, Obesidad y Estilo de Vida (AusDiab) reveló que, según los cuestionarios de frecuencia alimentaria, la ingesta de nitratos (aproximadamente el 81% de los cuales derivado de vegetales) se asoció significativamente con una mayor fuerza de extensión de la rodilla (KES) y las pruebas de 8 pies cronometrados hacia arriba y hacia adelante (8 pies-TUG), parámetros clave en la función de las extremidades inferiores.

Específicamente, los individuos en el tercil más alto de ingesta de nitratos tenían un KES un 11% más fuerte y menores probabilidades de un TUG lento de 8 pies en comparación con aquellos en el tercil más bajo, la actividad física no influyó en la relación entre la ingesta de nitratos y la función muscular.

Los investigadores concluyeron: “Este trabajo destaca los beneficios potenciales de un mayor nitrato en la dieta habitual, predominantemente de vegetales, para apoyar la función muscular en adultos a lo largo de la vida, independientemente de los niveles de actividad física. La relación antes mencionada alcanzó una meseta con la ingesta de nitrato de aproximadamente 90 mg / d, lo que sugiere que la ingesta moderada de nitrato puede ser suficiente para maximizar los beneficios para la fuerza muscular y la función física”.

Se ha demostrado en investigaciones que la ingestión de nitratos modula la función del músculo esquelético y los autores del estudio atribuyeron algunos mecanismos de acción conocidos a los beneficios observados en esta encuesta epidemiológica. Está específicamente relacionado con reducciones en el costo de ATP de la producción de fuerza muscular y mejoras en el flujo sanguíneo al músculo; además, los beneficios de la ingesta de nitratos para la regulación de la presión arterial y la función vascular podrían ser otro mecanismo de acción responsable de mejorar la función de las extremidades inferiores.

Noticia publicada con información de Nutraceuticals World

, , , , , ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *