La calidad del suelo y los paisajes afectan el contenido nutricional de los cereales

Un equipo global dirigido por investigadores de la Universidad de Nottingham, además de académicos y analistas de la Universidad de Addis Abeba (AAU) en Etiopía y la Universidad de Agricultura y Recursos Naturales de Lilongwe (LUANAR) en Malawi, que trabaja en el proyecto GeoNutrition, ha descubierto algunos hallazgos sobre la relación entre cultivos, suelos y deficiencias de micronutrientes entre las personas que viven allí, enfatizando la importancia de la ecología en el contenido nutricional de los cultivos. Sus hallazgos, que fueron financiados por la fundación Bill & Melinda Gates, fueron publicados en la revista Nature.

El equipo analizó el grano de más de 3.000 muestras de cultivos de cereales de los campos de agricultores en Etiopía y Malawi, descubriendo que el contenido de calcio, hierro, selenio y zinc en el grano de cereal variaba sustancialmente según la ubicación, y algunas áreas mostraban niveles mucho más bajos de micronutrientes que otros. Algunos tipos de cereales, como el mijo, son más nutritivos que otros, como el maíz. Sin embargo, la probabilidad de que haya deficiencias en un área depende de sus suelos y paisajes.

A nivel mundial, las deficiencias de micronutrientes afectan a más de la mitad de los niños menores de 5 años, especialmente en áreas donde el acceso a alimentos nutritivos es limitado por razones socioeconómicas. El presente estudio muestra que la ubicación está intrínsecamente relacionada con la calidad nutricional de las dietas; obtener suficientes nutrientes se describiría como una “lotería de códigos postales” debido a las variaciones nutricionales basadas en la ubicación. En algunas comunidades, la ubicación parece ser el factor de mayor influencia en la determinación de la ingesta dietética de micronutrientes.

“Es importante contar con pruebas de buena calidad sobre la calidad nutricional de las dietas si vamos a apoyar las políticas agrícolas y de salud pública para mejorar la salud y el bienestar de las personas. El mapeo de la calidad de las dietas es una parte importante de esta evidencia”, comentó Martin Broadley, profesor de Nutrición Vegetal en la Escuela de Biociencias y colaborador de Future Food Beacon.

“El trabajo de vigilancia nutricional sobre la calidad de los cereales básicos es una parte importante de las políticas de salud pública más amplias para abordar las deficiencias de micronutrientes y esperamos que este tipo de trabajo se adopte ahora en más países”, manifestó el Dr. Dawd Gashu de AAU.

“Al aprender más sobre cómo la calidad nutricional de los granos de cereales está relacionada con los tipos de suelo y paisajes, como lo hemos hecho en este estudio, ahora podemos asesorar mejor a los agricultores sobre cómo elegir y cultivar cultivos más nutritivos”, finalizó el Dr. Patson Nalivata de LUANAR.

Noticia publicada con información de Nutraceuticals World

, , , , ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *