Relacionan la combinación de hesperetina trans-resveratrol con “reversiones” de la resistencia a la insulina

En una investigación clínica, expertos encontraron que la combinación de suplementos de trans-resveratrol, un fenol que se encuentra en varios tipos de alimentos de origen vegetal, y hesperetina, una flavonona que se encuentra en los cítricos, pudo reducir significativamente la resistencia a la insulina en participantes con sobrepeso y obesos. La resistencia a la insulina, una condición en la que la glucosa no puede ingresar fácilmente a las células y se acumula en la sangre, es un factor metabólico clave en la patogenia de la diabetes tipo II.

“Los estudios epidemiológicos sugieren que una dieta rica en polifenoles reduce el riesgo de desarrollar diabetes mellitus tipo II”, indicaron los autores de la investigación. “Esto ha llevado a la evaluación de suplementos dietéticos de polifenoles para mejorar la salud metabólica y mejorar la prevención de la DM2”.

En el estudio cruzado, doble ciego y controlado con placebo, los investigadores reclutaron a 29 participantes con problemas de salud metabólica: 9 sujetos cumplían los criterios de prediabetes, mientras que 20 participantes tenían mucho sobrepeso, 11 de los cuales eran obesos. El criterio de valoración principal del estudio fue la sensibilidad a la insulina, que se midió con una prueba de sensibilidad a la insulina de glucosa oral, así como con pruebas de tolerancia a la glucosa oral. Los investigadores también analizaron los posibles cambios en la disglucemia, la presión arterial, la dislipidemia y la inflamación de bajo grado, todos los cuales están asociados con la resistencia a la insulina. A los participantes se les administró un suplemento una vez al día que contenía 90 mg de trans-resveratrol y 120 mg de hesperetina o un placebo durante 8 semanas, antes de cambiar de sus respectivos tratamientos después de un período de lavado.

Los autores de la investigación encontraron que la suplementación con la combinación de fitonutrientes se asoció con una serie de mejoras metabólicas, observándose reducciones significativas en la disglucemia, la presión arterial, la inflamación vascular y la dislipidemia, “una notable multiplicidad de procesos patógenos”.

“Además, la mejora de la salud se vinculó a dos mediadores establecidos de la resistencia a la insulina: TXNIP y TNFa. TXNIP es un mediador de la resistencia a la insulina en el hígado, el músculo esquelético y el tejido adiposo, y la secreción alterada de insulina de las células beta pancreáticas y el TNFa disminuye la señalización del receptor de insulina en el tejido adiposo y el músculo esquelético, particularmente antes del desarrollo de T2DM”.

Noticia publicada con información de Nutraceuticals World

, , , , , , , ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *